domingo, 31 de marzo de 2013

Esa noche



Eran las 9 de la noche de un sábado primaveral, yo ultimaba los detalles, había ansiado tanto esa noche, que lo preparé todo con esmero, quería cada cosa en su sitio, todo perfecto... Música suave de fondo, mis flores favoritas, en agua, luz tenue, el ambiente con olor a jazmín, buen vino enfriando y una cena para dos, recién hecha en la cocina...
Allí estaba yo... Esperando a mi Amo... Con el corazón retumbando en el pecho... Emoción, ansiedad, nervios, miedo, incertidumbre... Muchas sensaciones juntas, no sé cual predominaba, pero era excitante!
Tal y como El había ordenado... Cabello recogido en una coleta, montada en un par de tacones, falda corta, camisa blanca escasamente abotonada, debía tener mi sugerente escote a la vista, bragas blancas y sin sujetador "orden explícita".
Suena el intercomunicador.... "Llegó".... Camino de un lado a otro intentado respirar y no caer gracias al temblor de mis piernas... Escucho el ascensor en movimiento, dejo la puerta entreabierta y me poso detrás de ella... En posición sumisa,  de rodillas, con las piernas un poco abiertas, la mirada hacia abajo y las manos en la espalda...
Sus pasos en el pasillo, el alma se me sale del pecho, entra...
Cierra la puerta detrás de El y se detiene en silencio frente a mí...Sólo veo sus zapatos pulcros y siento su maravilloso olor... Espero sus órdenes, pasan segundos que parecen siglos... Rompe el silencio diciendo...
- "Así me gusta... Que obedezcas mis órdenes sin titubear, has sido buena, por eso te permitiré ser Mi perra esta noche, te lo has ganado"
- Yo, permanecí en silencio abrumada, pero feliz... Me interrumpe el pensamiento tirando de la coleta (ya sé porque la quería) obligándome a mirarle...

-Es que no piensas agradecer a Tu Amo, que te deje ser Su Perra?
-Si... Disculpe...
-Si, que?
-Si, Amo. Muchas Gracias por permitirme ser Su Perra, es un honor para mí.
-Mucho mejor... Aunque no tendré ningún problema en darte unos cuantos azotes, para que aprendas a comportarte... Eso ya lo veremos; por ahora levántate, puedes mirarme...

Me levanto, le miro con timidez y pregunto con voz suave...
-Quiere tomar algo antes de cenar... Una copa de vino tinto, una cerveza quizás... picar algo de entrada o quiere cenar ahora?
-Tengo Hambre... HAMBRE DE TI!

Creí que iba a caer de la emoción, mis mejillas enrojecidas me delataban y una media sonrisa que escapó de mí...
-Estas guapa... Pero sin tanta ropa seguro lo estás más... Camina a la habitación...
Cada paso que dí, era como una montaña rusa en el estómago, lo sentía respirar detrás de mí, aumentaba la adrenalina. Una vez en la habitación ordenó:
-"Quítate toda la ropa... Excepto las bragas y los tacones... Quiero disfrutarte así un rato!"
-Si, Señor... Obedecí.
-Ahora me apetece que no sepas nada de lo que haré contigo...
Sacó de su bolsillo, un pañuelo de seda blanco y dijo:
-Date la vuelta.
Parecía acariciarme con ternura el cabello, soltó la coleta y tapo mis ojos con el pañuelo.
-Túmbate en la cama, con las piernas abiertas ofreciéndote a tu Amo y quiero tus manos por encima de la cabeza.
Acto seguido, de rodillas entre mis piernas, ató mis manos a las barras metálicas de la cabecera de la cama... Acotó con voz de satisfacción y hasta parecía que sonreía...
-Mi Puta Sumisa está lista para ser Usada por Su Amo!
Comenzó a rozar con una mano, la piel de mi abdomen de una forma tan sutil, casi imperceptible. De repente pellizca con fuerza ambos pezones...
-Ouchhhhhh
-Shhhhh... Quien te ha dado el permiso de hablar? Dijo... Mientras me pellizcaba de nuevo...
Yo sentía cosas indescriptibles, esa sensación de abandonarme a sus antojos, de vulnerabilidad, de divina prisión... Con solo su olor, su roce, su dominio, el fuego me encendía la piel, mi entrepierna húmeda desde hace rato, aumentaba mi respiración...
-Ya has mojado las bragas... Estos días sin correrte tienen el efecto deseado, ponerte como una Perra en Celo para mi... Si te corres antes de que te lo ordene te castigaré! Lo sabes verdad?
-Lo sé amo...
Por el lateral de mi braga, introduce su mano... Me toca el clítoris hinchado y mojado, baja hasta mi vagina y sin previos... Introduce con fuerza dos dedos, que pasan con mucha facilidad y me hacen vibrar, los saca y los acerca a mi boca...
-Mira como estas Zorra... Me empapaste los dedos, ahora vas a limpiarlos con tu boca!
Abrí mi boca para chupar sus dedos... E inconscientemente comencé a lamerlos como una buena puta, de la misma forma que lo haría con su polla. Mientras tanto notaba en mi sexo como comenzaba a crecer el bulto que contenía su pantalón...

Continuará...

23 comentarios:

  1. Me quedé con ganas de seguir bajando por tu página para leer más y más XD
    Muy sugerente tu relato.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Se me olvidó poner... "Continuará" ya está actualizado, jejeje.
    Saludos Devastiel.

    ResponderEliminar
  3. Buen relato... La verdad es inevitable esperar más... Querer más... Saber cuanta sumisión, cuanta pasión surgió "Esa noche"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La espera a veces es dulce... Y quizás mientras más tiempo pasa, más dulce se convierte.
      Besos.

      Eliminar
  4. Ah, pero qué bien, mucho mejor ahora XD
    Me alegro de ese "continuará" :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Devastiel, espero que acabe a gusto de todo/as.
      Besos.

      Eliminar
  5. Has conseguido que quiera ser esa chica. Conforme leía, parecía ver una película y me he quedado sumergida con cada imagen de mi mente. Genial.
    Estoy deseando leer la continuación :)

    Y Amowhor, sé que lo suelo decir siempre, pero muchas gracias por tus comentarios. De una forma u otra, con unos ánimos más altos o más bajos por mi parte, me alegran. Por suerte, el sábado ya pasó ;)

    Un fuerte beso!

    ResponderEliminar
  6. Me alegra que te haya gustado el relato Nana.
    Y las gracias no tienes porque darmelas... Más o menos, por lo que te sigo, se de que va todo.
    Todo lo que esté de mi mano, cuenta con ello ;-)
    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Excitante, mucho, muchísimo! Inevitable quedarse con ganas de más y darse ahora una alegría al cuerpo mientras en la mente resuena ese "Continuará....", jejejeje.
    Gracias a ti empiezo a ir entendiendo algo del tema de la sumisión. Lo peor es que parece que empieza a gustarme....ains

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Debería dedicarme a adivino, tipo Rapel, pero sin tanga en Benidorm, jajaja.
      Sabía que tarde o temprano.... La curiosidad mató al gato!
      Besos varios.

      Eliminar
  8. Mmm... Dios mío! Cosas como éstas calientan demasiado, especialmente por las mañanas. Mejor darse una ducha fría!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. y a cualquier hora del día Hylia.
      Saludos.

      Eliminar
  9. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  10. JODER!!! EN LO MAS INTERESANTE APARECE ESE "CONTINUARÁ".
    QUE REMEDIO,,, NOS TOCA ESPERAR.
    UN GRAN SALUDO AMOWHOR!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo bueno se hace esperar....
      Saludos LORD!

      Eliminar
  11. Ahhhhhhhhhh no puedo perder jamás esa conitnuación....
    Amowhor decime..... donde sácas tanta imaginación.
    Te saludo amigo... esa entrada es muy.... muyyyyyy interesante.
    Desde Brasil mi abrazo amigo!

    ResponderEliminar
  12. madre mía!! woooo... super excitante...
    aunque yo no me considero sumisa, quizás no lo he probado...., me ha parecido una lectura increíble

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que las cosas desde fuera (del bdsm) se ven de manera diferente, me alegra que te haya gustado Juana.
      Besos.

      Eliminar
  13. Y es solo que tenía algunas dudas, de haber profundizado en tu espacio lo habría sabido.

    Sucede que el relato lo vas desarrollando dentro de una sumisión muy sensual que envuelve, afortunadamente voy por la segunda parte sin espera, que la paciencia no es mi fuerte.

    Un beso Amowhor

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aprenderás con los años Ame! La paciencia!
      Saludos.

      Eliminar